Tratar a una persona irascible

4 formas de tratar a una persona irascible

Seguramente has vivido alguna situación en la que la ira se ha apoderado de ti. Un momento en el que la rabia es el único motor de tu existencia y te envuelve por dentro sin dejar sentir otra emoción. El caso es que, a pesar de que la ira es una emoción necesaria que todos sentimos en algún momento, hay algunas personas que no saben reaccionar de otro modo y que hacen de ella su forma de vida, nos encontramos las personas irascibles. Seguro que la descripción de esta personalidad te suena de algo.

Nos encontramos ante personas que tienen dificultades para hacer frente a la ira y la rabia y eso les hace ponerse bastante nerviosos, forma parte de su ser, por tanto, puede que no sean así al 100% y que no nos quieran hacer daño.

Cómo relacionarse y ayudar a una persona irascible

A cualquier le resulta muy complicado tratar con personas irascibles. De hecho, una de las mejores formas de enfrentarse a la situación suele ser alejarse. Lo que pasa es que no siempre es posible, ya que en ocasiones, se trata de alguien cercano del que no te quieres separar. Por eso, hoy te damos algunas pautas para tratar con personas irascibles de forma que ni tú ni esa persona os sintáis incómodos.

1. Presta atención


Una de las cosas más importantes que debemos hacer a la hora de tratar con personas irascibles es escucharlos. Puede parecer obvio pero muchas veces no lo hacemos, ya que estamos pensando en qué decir para calmarles. Entonces nos saltamos la fase de escuchar y esto puede hacerles enfadar mucho más. A todos nos gusta que nos presten atención cuando hablamos, sea como sea nuestro carácter o nuestra forma de hacerlo. Si no estamos atentos a lo que dice, y solo a cómo lo dice, esto puede acrecentar su enfado y hacer aún más complicada la comunicación.

2. No pierdas la calma

Cuando estamos frente a una persona irascible es normal perder la calma, de hecho, es habitual que su comportamiento sea contagioso y que nos ponga de los nervios. Sin embargo, ponerte a su altura no hará más que empeorar la situación, porque estas personas se pueden volver un tanto irritables y hacer que nos sintamos peor. En este punto muchas personas piensan... ¿por qué ellos pueden gritar y yo no? el caso no es que puedan, es que quieran. Cuando nos dejamos llevar por la ira nos sentimos mal y por eso, intentar mantener la calma es una de las mejores formas de tratar a alguien irascible con toda seguridad.

3. Evita juicios y moralinas

Cuando alguien se encuentra en esta situación, cuando el calor le invade y salta a la mínima, puede que tenga algún motivo que no vemos que le haga comportarse así. Si estamos por ejemplo, ante un compañero de trabajo, es posible que tenga un problema personal que le haga perder la calma. No se trata de una justificación, pero es algo que nos puede pasar a todos. Es importante que no hagamos juicios de valor, que no tomemos las cosas a la tremenda y veamos todo lo malo de ese comportamiento. Y es que, una persona puede comportarse de una forma por mil razones diferentes, y si no sabemos qué es, es mejor no juzgar.

4. Respeta

El respeto es una de las bases fundamentales de cualquier relación. Si no hay respeto es muy posible que una relación entre dos personas, sea cual sea, no funcione. Por eso, pase lo que pase y eleve la voz como la eleve, es importante que mantengamos el respeto por la persona irascible. No importa como te trate la otra persona, mostrarte irrespetuoso o despreciar al otro nunca ayudará a la situación, y mucho menos te ayudará a ti. Así que, pase lo que pase muéstrate respetuoso con el otro si quieres que todo vaya mejor.

Share this post

Mamen Palanca

Mamen Palanca

Licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad CEU Cardenal Herrera. Amplia experiencia en el campo de la redacción de artículos y reportajes de diferentes temáticas, destacando la psicología. Por este motivo, actualmente continúa su formación académica cursando los estudios de Grado en Psicología por la UNED, motivo por el cuál es una apasionada del campo de desarrollo personal y la gestión emocional.

Comentarios

comentarios