Personas competitivas

Descubre cómo es una persona competitiva y sabrás manejar la situación

Cualquiera de nosotros necesita un reto en la vida. Así es cómo aumentamos nuestra motivación, cómo aprendemos y cómo crecemos. Sin embargo, cuando superar a los demás se convierte en una necesidad, estamos hablando de personas competitivas y la cosa cambia.

De todos los principales tipos de personalidad que existen, puede que la gente excesivamente competitiva sea una de las más comunes. Y lejos de la realidad, ser tan competitivo tiene sus efectos negativos porque puede ser altamente perjudicial.

4 rasgos de las personas competitivas

Les gusta competir y sobre todo ganar. Es fácil reconocer a una persona competitiva en cualquier ambiente. Sin embargo, aquí te damos algunos rasgos de la personalidad competitiva para que puedas conocerlos realmente.

1. Cualquier situación es un desafío

Desde una carrera a ver quien llega antes a la cocina, hasta un simple juego de mesa. Y no, no hay actividad en la que la persona competitiva no encuentre la forma de ganar, y con esto, muchas veces consigue despertar sentimientos negativos en las personas de su alrededor porque acaban irritados.

2. Odian trabajar en grupo

Las personas competitivas necesitan su individualidad, a veces esto lo que le hace es generar una ansiedad sin igual, una situación de auténtico estrés, por eso podemos decir que a las personas competitivas no les gusta trabajar en grupo, ya que siempre necesitan encontrar una vía para destacar. Por eso, tienen problemas para relacionarse con los demás en muchos casos, suelen ser bastante pésimas al trabajar en equipo.

3. No soportan perder

Puede que se trate de un concurso, de un partido de fútbol o de una simple carrera entre amigos, pero perder es algo que no entra en la mente de una persona competitiva. Las reacciones abarcan todo tipo de actos, desde venganzas personales hasta ataques de ira,y la mayoría de veces, son reacciones desproporcionadas en concordancia a lo que han perdido.

4. Adictos al triunfo

Si bien es cierto que a todos nos gusta ganar, las personas competitivas tienen un afán por ganar que hace que no piensen en nada más. Se trata de una adicción, y es que, como el drogadicto necesita su dosis, el competitivo buscará situaciones para sentir el triunfo por sus venas. De ahí a que en ocasiones tengan una falsa autoestima porque convierten cualquier excusa en una competición.

Cómo lidiar con una persona competitiva

Tener una personalidad competitiva en nuestra vida no será nada fácil, ya que querrá medirse con nosotros en cualquier situación. Por eso, si hay alguien en tu vida que no sabes cómo tratar, te damos algunas pautas para que, tratar con una persona competitiva, no se convierta en un infierno.

No pierdas tu dignidad

En muchas ocasiones, convivir con una persona competitiva puede hacer que perdamos nuestra dignidad. En estos momentos será importante que nos hagamos valer, ya que, aunque el deseo de triunfar del otro sea mayor, que constantemente quieran competir con nosotros y ganarnos, puede cansar a cualquiera. Si te molesta la actitud del competitivo será mejor que se lo hagas saber. Con asertividad puedes encontrar la forma de protegerte a ti, y además, ayudarle a él.

La gestión de las emociones

Una forma de ayudar a una persona competitiva es enseñarle a gestionar sus emociones. En muchas ocasiones, la causa de esta conducta viene dada por una mala gestión del miedo, que hace que entremos en este modo competitivo, fruto del instinto de supervivencia. Si conseguimos gestionar las emociones y controlar estos ataques de miedo, podremos ser capaces de ayudar a las personas competitivas a que no tengan esta necesidad de ganar en todas las situaciones.

Echa mano de la educación igualitaria

Si quien es competitivo es un joven, será bueno que, siempre que tengamos la posibilidad de influir en su educación, consigamos infundirle unos valores de igualdad. Podemos enseñar a los demás por medio de juegos y promoviendo el trabajo en grupo. De esta forma, podremos ver cómo lo que más importa es el bien del grupo. Además, así enseñaremos las cosas tan magníficas que se pueden conseguir si trabajamos conjuntamente.

 

Share this post

Mamen Palanca

Mamen Palanca

Licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad CEU Cardenal Herrera. Amplia experiencia en el campo de la redacción de artículos y reportajes de diferentes temáticas, destacando la psicología. Por este motivo, actualmente continúa su formación académica cursando los estudios de Grado en Psicología por la UNED, motivo por el cuál es una apasionada del campo de desarrollo personal y la gestión emocional.

Comentarios

comentarios