Trastornos de personalidad

6 trastornos de personalidad de los que nadie está librado de escaparse

Cuando hablamos de trastornos de personalidad nos suena algo mal, como si fuera una enfermedad o algo de locos y dementes. Lo cierto es que, no es tan raro que cualquiera de nosotros padezcamos algún tipo de problema que le afecte a su personalidad. Hoy está a la orden del día y conocer cuáles son los trastornos de personalidad más comunes nos ayudará a saber más sobre nosotros mismos, y sobre las personas que están a nuestro alrededor.

Entendemos por el concepto de trastornos de personalidad, esas anomalías  en nuestros estados afectivos, emocionales o motivacionales que hacen que tengamos ciertos comportamientos fuera de lo común. Se trata de actitudes que pueden afectar a nuestra vida social.

Los trastornos de personalidad más comunes

Las personas con trastornos de personalidad no suelen ser conscientes de cómo es su comportamiento a nivel psicológico y que incluso puede estar fuera de lo normal. Mientras el resto de personas son más flexibles, los afectados por trastornos son más rígidos, y piensan que los demás están mal.

Trastorno paranoide

Seguramente conoces a alguien que parece tener una amplia desconfianza hacia todo el mundo. Tiene amplias teorías acerca de las intenciones que tienes lo demás, se sienten vigilados y buscan constantemente pruebas que constaten sus teorías conspiratorias. Las personas con este tipo de trastorno se caracteriza por ser personas muy sensibles, y tienen mucha facilidad para sentirse avergonzados o humillados. De esta forma, un afectado por un trastorno paranoide tiende a aislarse y a destrozar toda relación más o menos cercana.

Trastorno Esquizoide

Gente fría, que prefiere no relacionarse y se organiza de forma que no tenga que interactuar con nadie. Al principio puede parecer que estas personas tienen miedo a ser juzgadas por alguien pero en realidad la cosa es más complicada porque eligen trabajos solitarios y huyen de todo contacto social. Se trata de un tipo de aislamiento voluntario que se hace conscientemente.

Trastorno Esquizotípico

Se pueden reconocer por sus comportamientos extraños y las rarezas tanto en la forma de actuar como en la de pensar.  Las personas con trastornos esquzotípicos suelen ser supersticiosas y en ocasiones, incluso creen tener superpoderes. El aislamiento es frecuente en este tipo de personas, se suelen mostrar distantes y padecen ansiedad social.

Trastorno antisocial

Son personas agresivas, que no hacen caso a las normas y apenas tienen sentimientos de culpa. No evalúan las consecuencias de sus actos porque ni si quiera parecen aprender de la experiencia, por lo que a menudo, este tipo de trastorno está relacionado con la conducta antisocial. Otra de las características de este tipo de personas es que no tienen complicaciones para relacionarse con los demás, sino todo lo contrario, pueden mostrarse tremendamente encantadores.

Trastorno histriónico


Este tipo de trastornos se caracterizan por la baja autoestima de las personas que las poseen. Al valorarse tan poco necesitan de la atención de otras personas, por eso se valen de la vena dramática para buscar protagonismo, y hacen cualquier cosa con tal de ser vistos. El rechazo hace que su trastorno se haga más elevado, por lo que, cuanto más rechazado se siente, más histriónico se vuelve. Su arma es la seducción, y utilizan su cuerpo y la sensualidad como elemento fundamental para sentirse el centro de atención e incluso pueden presentar la necesidad de tener un reconocimiento por parte de otras personas.

Trastorno Obsesivo Compulsivo

También conocido como TOC, suele caracterizarse por darse en personas muy disciplinadas, con un alto sentido de la exigencia y que necesitan el orden en su vida. Tienen un amplio de concepto del orden y cumplen cada norma a rajatabla.

El perfeccionismo es una parte importante en la vida de las personas con TOC, no obstante existen varios tipos de manifestaciones de este trastorno, de entre los más comunes encontramos el de la limpieza y también el de la comprobación. En general, las personas con trastorno obsesivo compulsivo se irritan cuando no logran la perfección y siguen una gran cantidad de rituales.

Estos son los principales trastornos psicológicos más comunes, algunos de ellos como hemos comprobado bastante graves, por ello, recomendamos que en cualquier momento que se tenga una clara evidencia de los mismo se acuda a la consulta del psicólogo o especialista en la materia para que la persona afectada pueda recibir un tratamiento contra los trastornos de personalidad adecuado para su caso.

Fuentes consultadas:

  • Cloninger, SC. (2003). "Teorías de la Personalidad". Prentice Hall Mexico.
  • Linares, J.L. (2007): "La personalidad y sus trastornos desde una perspectiva sistémica". Clínica y Salud vol.18, nº3. Madrid.
  • Martínez-González, A.E. Piqueras-Rodríguez, J.A. (2008): "Actualización neuropsicológica del trastorno obsesivo-compulsivo". Revista Neurol, 46 (10). Págs- 618-625.
  • Rodríguez Amenábar, V. (1987) "Trastornos graves de la Personalidad". Editorial El Manual Moderno. México.

Share this post

Mamen Palanca

Mamen Palanca

Licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad CEU Cardenal Herrera. Amplia experiencia en el campo de la redacción de artículos y reportajes de diferentes temáticas, destacando la psicología. Por este motivo, actualmente continúa su formación académica cursando los estudios de Grado en Psicología por la UNED, motivo por el cuál es una apasionada del campo de desarrollo personal y la gestión emocional.

Comentarios

comentarios