Cómo es una persona interesada

Reconoce a una persona interesada para mantenerla alejada de tu vida

Todos nos hemos cruzado alguna vez con personas interesadas. Son aquellas personas que solo acuden a ti buscando algo. Puede que finjan amistad, cariño o incluso amor, pero en realidad solo se están preocupando de ellas mismas. Se trata de una actitud que puede hacerte mucho daño, por lo que es mejor detectarla cuanto antes para alejarla de tu vida. Son prejuiciosos, personas calculadoras y frías que se te pegarán como una lapa. Las personas interesadas te coserán a halagos para que hagas lo que ellos buscan y luego, cuando tú quieras algo te dejarán tirado.

Rasgos que delatan a la gente que se mueve por interés

Tanto si te ha pasado como si crees que te puede suceder, no dejes que se aprovechen de ti. Aprende a reaccionar para reconocer el perfil de una persona interesada y no te dejes engañar. Descubre estos rasgos que delantan a las personas interesadas y podrás darte cuenta si una persona te utiliza o verdaderamente está siendo sincera contigo.

Simpáticos y extrovertidos

La gente interesada es maja, de eso no hay duda. Pueden llegar a ser increíblemente encantadores, lo que hace que caigas rendido a sus pies. Te adulan con palabras y con gestos al principio hasta que consiguen lo que quieren, y así se ganan tu confianza. Por eso, en realidad una de las características de las personas que se mueven por interés es que comparten rasgos propios de las personas manipuladoras, son expertos en que creas que puedes contar con ellos, y la realidad es que no siempre es así.

Saben mucho sobre ti

El interés por ti es sorprendente, las personas interesadas saben todo de tu vida y es que, su tiempo les lleva investigar para poder hacerse con lo que quieran de ti. Puede que te lo tomes como un halago, ya que a todos nos gusta que se interesen por nosotros y podrán generar en ti sentimientos positivos, pero cuidado, porque el interés te lo cobrará.

Nunca paga

Puede que te haga un sinfín de invitaciones, pero la personalidad interesada nunca llega a pagar. Siempre tendrán alguna excusa, incluso tendrán la intención de hacerlo, pero al final tendrás que pagar tú. Eso sí, pedirá lo más caro del menú.

Los celos pueden con ellos


A veces, aunque tengan un objetivo marcado, los celos se lo difuminan. Quieren conseguir lo máximo posible, y si ven a alguien que logra más que ellos, aunque no quiera lo que tiene, se volverá más ambicioso. Las personas interesadas sienten celos y envidia, tanto que hacen que su vida se vuelva borrosa. Porque si algo generan los celos son conflictos, así que lo mejor es alejarse de este tipo de personas hasta que demuestren lo contrario.

Piden favores pero desaparecen cuando tienen que hacerlos

Tarde o temprano, llegará el momento en que, la persona interesada te pida un favor. Esto no es nada extraño, pues hacer favores entra dentro del concepto de amistad. Lo que sucederá es que, cuando tú necesites algo de él, desaparecerá mágicamente. Y así, una y otra vez. Esta es la forma más clara de reconocer a una persona interesada para ponerle fin a esta relación.

Cómo tratar con una persona interesada

Cierto es que, lo más aconsejable es alejarse de la persona interesada de turno. Sin embargo, hay muchas veces que no podemos, ya que muchas veces estas relaciones tóxicas se producen en nuestra familia, en un círculo próximo de amigos o en el trabajo. Es entonces cuando debemos aprender a tratar a la persona interesada para evitar que nos haga daño.

Ten en cuenta que las personas interesadas utilizan dos armas muy poderosas para lograr aquello que desean. Una es el chantaje emocional, apelarán a cualquier cosa que te importe para manipularte y hacer que bailes al son que ellos marcan. Es importante que no lo permitas y que no cedas ante tales circunstancias.

Uno de los consejos que puedes tener en cuenta para tratar a una persona interesada es marcar límites, porque es algo indispensable. A veces, por no discutir cedemos en pequeñas cosas, pero es importante no hacerlo, ya que así le darás más fuerza, él se aprovechará más de ti y a ti te costará más decir que no.

Por otro lado, la sutileza es su arma más silenciosa y también más efectiva. No notarás descaro en ellos, sino que actuarán de modo que no les veas venir, por lo que tendrás que estar bien atento.

Share this post

Mamen Palanca

Mamen Palanca

Licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad CEU Cardenal Herrera. Amplia experiencia en el campo de la redacción de artículos y reportajes de diferentes temáticas, destacando la psicología. Por este motivo, actualmente continúa su formación académica cursando los estudios de Grado en Psicología por la UNED, motivo por el cuál es una apasionada del campo de desarrollo personal y la gestión emocional.

Comentarios

comentarios