4 ejercicios de yoga para meditar en casa

Conseguir el bienestar espiritual y físico es el fin de cualquiera de nosotros. Quizás nunca nos hayamos parado a pensar qué debemos hacer para conseguir ese ansiado bienestar, pero si nos paramos un momento, seguramente podremos encontrar claves magníficas que mejorarán nuestro bienestar. Por este motivo, son muchas las personas que deciden comenzar a meditar en casa para pararse, dedicar tiempo a sí mismos. Y es que la meditación y la práctica del yoga pueden producir cambios increíbles en nuestro ser.

Uno de los secretos del los ejercicios de yoga para meditar en casa reside precisamente en la oportunidad que supone para pensar quienes somos y qué queremos. Porque como muchos dicen, con la ayuda del yoga podemos recibir una ayuda psicológica por pequeñita que sea, podemos encontrar el camino más apto para nuestros objetivos.

Aprende a meditar en casa paso a paso con estas posturas de yoga

Hoy, podremos encontrar un sinfín de guías para meditar y hacer yoga en casa, y algunos ejercicios que serán muy eficaces y te robarán solo unos minutos. Será un primer paso y una aproximación al mundo del yoga. Así que no te lo pienses más y descubre cómo puedes meditar en tu casa a través de la práctica de yoga con tan solo cuatro ejercicios.

 Abdominales

Aunque no es propiamente una postura de yoga, los abdominales son necesarios para comenzar con el yoga. Harán que te encuentres más en forma y mejor con tu cuerpo, lo que resultará necesario en la unión tu alma y por tanto con tu lado espiritual. Para hacer los abdominales te aconsejamos que te tumbes colocando una pierna sobre la otra. Con los brazos en la nuca, realiza un movimiento diagonal, de modo que tu codo derecho toque tu rodilla izquierda y viceversa. Repite 15 veces hacia un lado y hacia otro.

Cobra


La cobra es una postura ideal para comenzar tus entrenamientos de yoga, que también puedes hacer en casa. Para comenzar tendrás que ponerte boca abajo, con tus brazos flexionados y las manos a la altura de los hombros. Tus piernas deberán estar juntas y estiradas. Para hacer la postura de la cobra, levanta tus piernas, baja los hombros y sube la barbilla e intenta mantener esta postura durante 30 segundos, descansa y vuelve a subir otros 30 segundos.

El perro boca abajo

Es una de las mejores posturas de yoga para meditar plenamente en casa. Para realizar esta postura, deberemos estar de pie e inclinarnos hacia delante, colocando las palmas de las manos en el suelo. Las manos estarán a la misma distancia de los hombros. De esta forma, crearemos un triángulo con las piernas y los brazos y la cabeza irá hacia abajo entre nuestras piernas y brazos. Mantenerte así durante 20 segundos te ayudará a concentrarte y mejorar tu circulación.

Loto

Una de las posturas más clásicas de yoga es la del loto. Se trata de una asana muy conocida en este mundo, y es que el mismo Buda se representa en la posición del loto. Además, es la más conocida para practicar la meditación. Se trata de una postura que, a pesar de no ser complicada, requiere cierta práctica. Por eso, será mejor comenzar con algunas más sencillas antes de probar con esta. De esta forma, podemos trabajar nuestra elasticidad y evitar lesiones.

Para hacer la postura del loto debemos estar sentados y con las piernas estiradas. Después, con el pie derecho en alto deberemos girar y ponerlo sobre la otra pierna, para después hacer lo mismo con el otro pie.

El yoga requiere una práctica constante para ir mejorando, así que no te desesperes si una postura te cuesta más de lo que habías pensado. Se trata de una disciplina que te aportará poco a poco beneficios que notarás en tu día a día, pero la paciencia será una pieza clave para mejorar.

Share this post

Mamen Palanca

Mamen Palanca

Licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad CEU Cardenal Herrera. Amplia experiencia en el campo de la redacción de artículos y reportajes de diferentes temáticas, destacando la psicología. Por este motivo, actualmente continúa su formación académica cursando los estudios de Grado en Psicología por la UNED, motivo por el cuál es una apasionada del campo de desarrollo personal y la gestión emocional.

Comentarios

comentarios