Cómo mantener una mente equilibrada

4 pasos para tener la mente sana y despejada

El ritmo de nuestra vida de hoy en día es desorbitado. Vivimos en un tiempo en el que todo va más deprisa, todos andamos corriendo de un lado para otro y como el conejo de Alicia, llegando tarde a todos sitios. Tenemos muchas responsabilidades y trabajos y hacemos malabarismos por llegar a fin de mes y cuidar a la familia al mismo tiempo, y sin embargo, cada vez nos vemos peor. En medio de todo este contexto, la clave para seguir adelante es tener una mente sana y despejada por completo.

De algún modo, esto también pasa por dedicar una parte de nuestro día a encontrar nuestro momento de paz, para cuidarnos, para desconectar por unos instantes y darle valor a los sentimientos y las emociones que vamos experimentando. Al final, tener en cuenta lo que sucede en nuestro interior es primordial para disfrutar estando con nosotros mismos y con los demás. Todos estos hábitos van encaminados a mantener la mente sana y disfrutar de un buen equilibrio emocional.

¿Qué hábitos te ayudarán a tener una mente sana?

Llegados a este punto seguro que te has preguntado qué puedes hacer para tener una mente sana así que para que puedas ponerte de lleno en ello, a continuación vamos a descubrir algunos de los cambios que podemos introducir en nuestro día a día para despejar nuestra mente y mantenernos más relajados durante más tiempo, puesto que

1. Saca más tiempo para ti

El hábito más importante para tener una mente sana son nuestros pensamientos y en la medida que sacamos más tiempo para nosotros mismos podremos depurar esos pensamientos que tenemos para que sean más sanos. Al final tener una mente sana es un privilegio, pero para ello es fundamental conocerse a uno mismo, para descubrir qué es lo que desea para su vida. Por ello, tomarse unos minutos al día para saber qué queremos y cómo lo vamos a conseguir puede hacer que ganemos mucho tiempo y que encontremos el camino para ser felices y vivir tal y como realmente somos y queremos. El pasar tiempo a solas con nosotros mismos nos ayudará a fortalecer nuestra mente y a encontrar todo aquello que necesitamos.

2. Practica la meditación

Una de las cosas que más nos ayudarán a tener la mente sana y despejada consiste en aprovechar el aquí y el ahora. Deshacernos de la culpabilidad del pasado o de la ansiedad del futuro puede sernos realmente útil, así que, si quieres dejar atrás los remordimientos, las rumiaciones y las frustraciones y disfrutar de cada momento, la meditación puede ayudarte.

Otra gran ventaja de practicar meditación consiste en aprender a aceptar la vida tal y como nos viene. En nuestro camino nos ocurren cosas que nos harán más o menos felices, y sin embargo, no nos podemos dejar llevar por la tristeza sino que, aprender a aceptar la vida como es, puede ayudarnos a vivir más plenamente.

3. El poder del deporte para sanar la mente

No cabe duda que el camino para tener una mente sana pasa por practicar más deporte, pues el deporte es purificador, nos ayuda a desconectar, a mantenernos activos y a estar más saludables. ¿Qué más le podemos pedir? Como bien indican desde Guía Fitness, cuidar nuestra salud física y mental es fundamental, pero hay que sacar un hueco en nuestras largas jornadas de trabajo o estudio para poder practicarlo, al menos con una rutina que nos permita hacer diferente nuestro día. Porque al final, ejercitar el cuerpo implica ejercitar la mente y al hacer deporte liberamos endorfinas, también conocidas como las hormonas de la felicidad. Además, nos ayuda a vencer la ansiedad y el estrés, tan presentes en nuestra vida diaria.

4.Rodéate de personas que sumen

Alejarse de la gente tóxica es algo que resulta obligatorio en nuestro día a día, y sin embargo, a veces no es tan fácil. A menudo nos vemos envueltos de comentarios, críticas y mentiras que aguantamos por costumbre y que no nos hacen nada bien. Por ello, cuidar tus compañías forma también parte de cuidar tu mente, y es que, rodearnos de personas que nos hagan sentirnos bien será mucho más beneficioso de lo que piensas. Así que, la próxima vez que tengas que decidir con quien pasar un rato, piensa más en ti y escoge bien a las personas de tu vida.

Share this post

Mamen Palanca

Mamen Palanca

Licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad CEU Cardenal Herrera. Amplia experiencia en el campo de la redacción de artículos y reportajes de diferentes temáticas, destacando la psicología. Por este motivo, actualmente continúa su formación académica cursando los estudios de Grado en Psicología por la UNED, motivo por el cuál es una apasionada del campo de desarrollo personal y la gestión emocional.

Comentarios

comentarios