Qué es el maltrato psicológico

Cómo identificar el maltrato emocional

Hay diferentes clases de maltrato. Normalmente estamos acostumbrados a identificar el maltrato físico, pues es el más evidente. La violencia ejercida sobre otros no puede ocultarse, se identifica y se aprecia a simple vista. No obstante, hay otros tipos de maltrato que no son tan perceptibles, como, por ejemplo, el maltrato emocional o el maltrato psicológico. y que son igual de graves o más.

Qué es y cómo identificar el maltrato emocional

El maltrato emocional tiene que ver más con las emociones, las humillaciones, con las amenazas y con el aislamiento. Aunque no lo creamos, tiene mucho que ver con el maltrato más evidente, el físico, sólo que, en este caso, sin golpes ni violencia, por eso es muy difícil reconocer el maltrato emocional. Quizá no sea tan irreconocible para aquellas personas que lo padecen (aunque en algunos casos concretos sí lo es), pero sí para las personas que podrían ayudar en esta situación. Te mostramos algunas claves para poder identificar el maltrato emocional y poder ayudar a quien lo padece, o incluso ayudarte a ti mismo si eres la persona que lo está sufriendo.

Un lenguaje indirecto

Normalmente, la persona que ejerce maltrato emocional a un tercero utiliza una comunicación que no es directa. No utiliza un lenguaje claro y directo. Todo lo contrario. Una de las principales características del maltrato emocional es que se caracteriza por un lenguaje indirecto. No es capaz de responder ante preguntas, y si lo hace, lo hará con gestos reprobables, rechazando el diálogo y negando la existencia de cualquier conflicto.

Deformación del lenguaje

El mensaje que suele dar una persona que maltrata emocionalmente a otra, es un mensaje vago e impreciso. Este tipo de mensajes son una de las señales para identificar el maltrato emocional porque se genera confusión en la víctima. Es bastante común que estas personas sostengan discursos contradictorios, no terminen las frases y, por tanto, generen ambigüedad en las interpretaciones. Es más, son capaces de dar mensajes que luego pueden negar. Y eso no es otra cosa que un hábito que acaba con la relación de pareja, que desafortunadamente la víctima no puede ver.

Un tono normal

Llama la atención que el maltratador emocional es capaz de mantener una conversación con un lenguaje normal, sin estar nada alterado. No obstante, utilizará un lenguaje abstracto y dogmático, con el único fin de desorientar a la víctima.

Decir sin decir


Otro rasgo bastante común del maltrato emocional son los mensajes incompletos y paradójicos. El decir sin decir. El maltratador es capaz de usar las bromas, para confundir más aún y negar así las interpretaciones de la víctima. Es más, es bastante normal que se emplee el sarcasmo o el desprecio, este último siempre bajo la broma. El agredido percibe siempre la hostilidad, no obstante, no está seguro de si es en serio o no. La realidad es que es una relación absorbente en toda regla.

Actuaciones frente a terceros

Aunque una persona que ejerce maltrato emocional a otra no se muestra así frente a terceros, es posible que en ciertos momentos pueda dejar de hablarle o incluso ridiculizarlo y ofenderlo, siempre, insistimos, desde la broma y el sarcasmo. En estos momentos la relación se vuelve tóxica por completo, por lo que una vez más es vital romper esa unión emocional que existe en la relación, sea del tipo que sea.

Privación de la libertad

El maltratador emocional tiene una misión clara, privar de libertad a su víctima. Así, para ello, utilizan el cuestionamiento constante o el enjuiciamiento con respecto a las expresiones de la víctima. Además, usa mucho las comparaciones desfavorables que bajan notablemente la autoestima de la víctima.

El aislamiento es clave

Es algo que tienen en común con los maltratadores psicológicos, aislar a sus víctimas. Suelen ser personas que necesitan controlarlo todo, inseguras y, por tanto, capaces de hacer cualquier cosa para que la otra persona dependa únicamente de ellos. Es así como se ven fuertes. Para ello, podrían realizar alusiones negativas a allegados de la víctima, para así enfrentarlos entre ellos.

Uso del discurso totalitario

Otro de los rasgos más reconocibles del maltratador psicológico es la actitud totalitaria de este tipo de personas. Utilizan este totalitarismo para realizar una imposición de autoridad sobre la víctima.

Por todo ello, recalcamos lo importante que es apoyar a la víctima que sufre el maltrato psicológico y emocional, mostrando siempre tolerancia cero ante estas situaciones.

Mamen Palanca

Licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad CEU Cardenal Herrera. Amplia experiencia en el campo de la redacción de artículos y reportajes de diferentes temáticas, destacando la psicología. Por este motivo, actualmente continúa su formación académica cursando los estudios de Grado en Psicología por la UNED, motivo por el cuál es una apasionada del campo de desarrollo personal y la gestión emocional.

Comentarios

comentarios